Un oasis en el camino

Fotorreportaje por: Grecia Guevara y Jesús Reybal


Por once años, Casanicolás ha servido como un descanso en el camino para personas migrantes en su paso por Monterrey, aunque sea por poco tiempo.


¿Ya te has quedado anteriormente en Casanicolás? Las puertas se abren a las 17:00, la cena se sirve a las 19:00 y las luces se apagan a las 21:00 horas.


¿Cuál es tu destino? ¿Tiene familiares allá? ¿Es la primera vez que intenta cruzar? ¿Ha sido deportado anteriormente? ¿Cuántas veces?


¿Fue víctima o testigo de algún delito? ¿Recibió atención médica durante su trayecto? ¿Cuáles fueron las últimas tres casas del migrante en las que se quedó?


¿Tiene celular, cigarros u objetos filosos? Por aquí.



Fotografías: Grecia Guevara y Jesús Reybal